Reseña Arlequín por Carlos Gran

Arlequín

Autor: Manuel Tristante

Género: Fantasía Oscura y Realismo Mágico.

Páginas: 584 aproximadamente.

Publicación: 26 mayo de 2020.

Presentado al Premio Literario de Amazon Storyteller (PLAS) 2020.

Links:

Papel: relinks.me/B088LGX4WX

Ebook: rxe.me/ZKPPZ2

Sinopsis

El Circo de Fantasía de Drec Gutan llega a la ciudad de Verno acompañado de oscuros secretos y de un terrible pasado.

Desconociendo esa información, Ashel ve en él una vía de escape, una salida a su horrible vida en una casa en la que no hay cariño, en un hogar sin amor. Por suerte para él, Neylan aparece en su vida, y juntos descubrirán no solo una amistad que Ashel nunca ha sentido, sino también un mundo nuevo de sensaciones, sabedores de que ambos guardan mucho más de lo que pueden contar.

Magia, leyendas, seres de fantasía… y el inquietante sonido de unos cascabeles.

¡Pasen y vean! El espectáculo no ha hecho más que comenzar.

Hola a tod@s, hoy os traigo una reseña muy especial. Acabo de terminar de leer Arlequín, la nueva novela de Manuel Tristante y la verdad es que me ha dejado un buen sabor de boca. No es una novela convencional, al uso, o como decirlo: típica y tradicional. Y eso la convierte en algo poco común, diferente y con un seño claramente identificador.

Todo aquel que haya leído a Manuel Tristante en alguna ocasión podrá encontrar rápidamente en sus páginas su inconfundible estilo de prosa y la maestría con la que suele narrar sus historias. Otra vez, como ya pasó con sus anteriores novelas Bajo el Arcoiris, Pide un deseo o Pictor Animarum (novela coescrita con Patricia Gómez Martín), ha vuelto a sorprendernos. Y sobre todo para bien.

Arlequín es una novela que no podríamos definir o incluir en un solo género pues en su historia, generalmente de estilo fantástico, encontramos una narración de amistad/amor entre personajes LGTB. Tiene tintes de thriller, suspense, terror y en algunos casos un punto gótico, por lo que de tener que clasificarla podríamos englobarla dentro de la fantasía oscura y el realismo mágico.

Personalmente a mí me ha encantado. No es una novela corta, pero está distribuida en una buena cantidad de capítulos cortos (en concreto 104) que hacen que la lectura sea amena, fácil y rápida. NO utiliza un lenguaje complicado. Cada cierre de capítulo te invita a seguir leyendo y cuando quieres darte cuenta ya has terminado con el manuscrito. Su lectura te hace avanzar a un ritmo trepidante que en ocasiones te acelera el corazón, y sus personajes, junto con la trama, te hacen sentir, sufrir y en muchas ocasiones incluso emocionarte.

Sobre la portada poco podemos añadir. El personaje principal, Ashel, aparece tocando una flauta mientras unas manos hostiles asoman por su espalda intentando atraparle. Sus líneas y trazado son perfectos y de gran calidad artística. De su melodía y en tonos naranjas se desdibujan las siluetas de un circo, encajado entre las ramas de un gran bosque.

La gama de colores rojos, naranjas y ocres mezclados con el negro dan como resultado una combinación exquisita que consigue traspasar la barrera visual y por un momento contar parte de la historia sin necesidad de leerla. Si me permitís un consejo, una vez terminado el libro, vuelvan a mirarla detenidamente y entenderán muchas cosas sobre el gran significado que esconde esta ilustración.

En la parte inferior de la contraportada podemos visualizar con más detalle el circo de Drec Gutan. Está cuidada al más mínimo detalle, incluso dentro de la carpa central incluye el código de barras. Manuel ha sido el propio diseñador de la portada, y quién mejor que él para saber qué era necesario mostrar en aquello que nos va a impactar a primera vista, pues todos sabemos a estas alturas que la portada siempre es nuestra mejor carta de presentación.

Sin embargo, la maquetación interior no tiene nada que envidiar a su aspecto exterior. Infinidad de detalles como los inicios de capítulo, letras capitales, estructura o incluso el mejor estilo caligráfico han sido seleccionados con mimo, por lo que cada detalle cuenta y hace que entre sus páginas la novela todavía sea más atractiva a ojos del lector. Sin duda en esta obra también podemos visualizar sus grandes dotes como diseñador gráfico.

La novela está narrada en tercera persona y desde el punto de vista de varios personajes, por lo que la historia avanza y en ningún momento se hace monótona. Hay diferentes arcos que son tratados a lo largo de la historia, que se aúnan y convergen al final de la historia entrelazando toda la trama y cerrando con gran maestría un final de infarto.

Como ya he dicho antes el estilo de Manuel Tristante y su pluma tienen su sello bien marcado. Él sabe cómo desarrollar los tiempos para que nada transcurra demasiado deprisa y para que ninguna parte pueda ralentizarse o parecer un poco pesada. Las descripciones te hacen situarte como si estuvieras viviendo la aventura en primera persona, tanto lugares como situaciones cuotidianas en las que muchas ocasiones podemos sentirnos identificados.

Sobre la trama y la historia no debería hablar demasiado pues no quiero hacer ningún SPOILER que pueda echar a perder la obra. Solo diré que está bien estructurada, que hay una gran variedad de personajes, los cuales unos odiarás y otros te encandilaran. En la novela se tratan fuertes valores como la importancia de la familia, el amor, la amistad, la libertad sexual, el propio miedo o el bullying. A través de sus páginas podremos saborear la magia del circo de antaño con la nota discordante de encontrarnos con un circo con peculiares personajes y muchos seres de fantasía. Es un libro repleto de acción y mucha dosis de misterio. La originalidad de la idea ya de por sí puede ser sublime, pero lo que de verdad hace que la novela asuma su punto de calidad y exquisitez es sin duda la forma de contarla.

Entre los personajes encontramos el protagonista principal, Ashel, el cual esconde una gran historia de superación y un pasado que irá descubriendo por él mismo a medida que avance la historia. Su hermana Narah es la única que parece comprenderle y darle su apoyo en esa familia y gran casa en la que se siente atrapado. Su necesidad por liberarse de todo esto le ayudará a conocerse a sí mismo. Sus padres Edgar y Nora son de esos personajes que no tragas desde el principio y Catrina, su ama de llaves, de esas personas encantadoras que todos querríamos tener a nuestro lado.

De igual forma, tenemos a Amerie y Anto, dos de mis protas favoritos y luego están los personajes relacionados con el circo, como los payasos Itto y Ryoh, Drec Gutan o su hijo Neylan, los cueles sin ellos este libro no tendría sentido. Otro de los personajes que me gustó mucho fue el de Oriel, pues este personaje engranda la historia cuando todo parece estar perdido. Y el Arlequín… aunque sobre este personaje me reservo mi opinión. Casi que prefiero que lo descubráis vosotros mismos.

La historia empieza con un prólogo y un preludio donde se cuenta lo que le ocurrió al Pueblo del Bosque. Aunque no lo parezca a medida que avanzamos con la lectura todo empieza a relacionarse, la flauta mágica, los personajes que se nos van mostrando… A mí me encantó jugar a intentar descubrir quién era cada cual o su interrelación, aunque al final tengo que reconocer que mi intuición falló por momentos. Las vidas de cada uno de los personajes van sumiéndose en un crecimiento personal y desarrollo que desemboca en una gran afinidad. Todo esto solo conlleva a felicitar y engrandar el gran mérito del autor y al escrito.

En cuanto a la escritura y gramática se nota que se ha puesto mucho empeño en su corrección para que todo quedara impoluto. Por todos estos detalles mi valoración como libro y novela de entretenimiento es bastante alta. Tiene un final de los que gusta, sin cabos sueltos, y con un epílogo que te hace aflorar una media sonrisa. ¿Qué más se puede pedir?

Manuel ha decidido dar el pistoletazo de salida con esta novela y presentarse al Premio Literario de Amazon Storyteller (PLAS) 2020. Desde aquí le deseamos mucha suerte, y decirle que si no consigue ganar no será por méritos propios, pues la novela bien lo merece. A ver si por una vez Amazon da una oportunidad a la fantasía, que también existe. Que aproveche al máximo el impulso y la promoción que este gran premio nacional pueda darle y que llegue con su historia a millones de hogares y lectores deseosos de grandes historias. Arlequín ha llegado para quedarse.

Pasen y vean, pues como bien dice la sinopsis: el espectáculo no ha hecho más que comenzar.

Si estás interesado en seguir de cerca a este gran escritor puedes encontrarle en sus redes sociales. A través de este link encontrarás todo lo que necesitas saber, tanto sus anteriores obras como su contacto: https://linktr.ee/manueltristante

Espero que os haya gustado la reseña, así que ya sabéis, si a vosotros también, ya estáis tardando en adquirirla y darle una oportunidad. Mi recomendación la tenéis. ¡Nos leemos!

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Top 3 Stories

Más artículos
Lockout Radio fest’, éxito de audiencia