SaludTecnología

La delgada línea entre el disfrute y el uso inadecuado de los videojuegos

Recientemente, se dio a conocer el caso de un adolescente que permaneció 2 meses hospitalizado por abuso del videojuego Fortnite. La historia salió a la luz pública después de que el equipo del Hospital Provincial de Castellón, en España, lugar donde fue intervenido el menor de edad, diera la noticia; convirtiéndose en el primer caso clínico en el ámbito mundial. El joven fue trasladado al centro médico por presentar poca interacción social, rechazo a la intervención médica, escaso interés por el entorno, alteraciones en el desempeño de sus actividades cotidianas y ritmo del sueño.

A raíz de ello, los especialistas del estudio aprovecharon para advertir a la sociedad acerca del abuso de juegos de video, dada la dada “la precocidad creciente en su consumo“, especialmente por “la falta de maduración en las funciones ejecutivas y cognitivas durante la adolescencia“.

Existen algunas estrategias para hacer que reduzcan su uso, sino es preciso la ayuda de un profesional.

Sé un modelo

Podrás estar rodeada de tecnología, pero si pasar mayor tiempo conectado a ella, no tendrás moral para impedirle a tus hijos su uso. Si quieres que reduzcan su uso, el cambio debe comenzar por tu persona. Establece límites de tiempo y úsalo para otras actividades.

Busca entretenimiento

Ingenia una lista de actividades que ellos disfruten, esta no debe incluir nada de tecnología. Pueden ser patinar, montar a bicicleta o inscríbelo en un deporte, de manera que se entretenga y se olvide del ciberespacio por un largo periodo; cuando llegue a casa no le quedará ganas para instalarse frente a la pantalla de los videojuegos.

Paso a paso

La adición por los videojuegos se debe eliminar progresivamente. De lo contrario, tratar de desconectarla bruscamente, puede aumentar la ansiedad infantil. No le desaparezcas la consola repentinamente, más bien motívalo a salir a compartir contigo o sus amigos, vayan a nadar, troten, es decir, haz que descubran sus gustos por otras actividades.

Ayuda profesional

Desconectar totalmente a tus hijos de los juegos de video puede resultar difícil. Si presenta falta de comunicación y la ansiedad es alta, la ayuda de un profesional en psicología infantil es vital, quien ayudará a descubrir la raíz del problema y cómo se puede resolver.

¿Cuándo es gamers?

Factores cuando se vuelve necesario intervenir

  • Dura excesivas horas frente a los videojuegos
  • Abandono del actividades que resultaban divertidas
  • Retiro de momentos familiares y amistades
  • Uso de las consolas en tiempo de comida
  • Ansiedad y cambio de ánimo cuando se limita su uso

Consejos saludables

Cuando del tiempo de uso de los videojuegos se trata, es recomendable no excederse a máximo dos horas diarias.

  • Las gotas para los ojos evitan la resequedad lagrimal.
  • Los sillones ergonómicos son lo más recomendable, estos permiten la comodidad y movimiento.
  • Descanso de 15 minutos por cada hora jugada
  • Uso de muñequeras o soportes de brazos

Problemas de salud

Informa a tus hijos sobre las daños que el exceso de video juegos pueden provocar

  • Daños musculares. Pasar largas horas con mala postura provocará dolores generalizados en los músculos del cuello y espalda y, en casos más graves, probabilidades de adquirir una hernia de disco, que ejerce presión en los nervios de la columna y provoca un dolor muy agudo.
  • Problemas ortopédicos. El más común es el síndrome del túnel carpiano, es una tensión que pasa desde el antebrazo hasta la mano y controla los impulsos de algunos músculos que controlan los dedos, en especial el pulgar.
  • Degeneración visual. La luz que irradian las consolas de videojuegos provoca cansancio en la vista, enrojecimientos o infecciones en los ojos, debido a la resequedad falta de pestañeo, lo que produce molestias.
  • Obesidad. El sedentarismo y la mala alimentación provocan la obesidad, es decir, consumir exceso de calorías, carbohidratos y azúcares, y después pasar largos periodos frente a la consola y sin una rutina de ejercicios, es propenso a sufrir de sobre peso.
  • Oído. Este órgano sensorial es muy sensible. Escuchar sonidos con auriculares  en alto volumen, se arriesgan a una pérdida parcial o total del escucha.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba